Bienvenido al Santísimo Templo de la Ignorancia

Bienvenido al Santísimo Templo de la Ignorancia. Entra y embriágate de la presencia de Dios en este sacrosantísimo lugar patrocinado por la mejor comunidad de ministros del Altísimo. Bienvenido al maravilloso templo del entretenimiento más atractivo. Ven a la casa de Dios y encontrarás el camino. La pregunta es… ¿el camino a dónde?

Como estuvimos viendo, no está bien que cada vez que un cristiano “va” a la iglesia ponga su cara de domingo fingiendo ser de una manera que en realidad no es. Sin embargo, el entorno en el que se adentra, con toda su solemnidad y sacralidad, le invita a ello.

Hemos convertido en algo sagrado al edificio de la iglesia cuando en realidad no debería ser más que una herramienta para que nos juntemos. ¿Estaría mal que la iglesia se congregara en la casa de alguien? Por supuesto que no. De hecho, las primeras comunidades cristianas se reunían en casas. ¿Hay alguna cosa que se haga en un “templo sagrado” que no se pueda hacer en, no sé… por decir algo, en una playa? Por supuesto que no.

Entonces… ¿cuando vamos a la iglesia no estamos yendo a la casa de Dios? Pfff, hay muchas incoherencias en esta pregunta. Como ya hemos dicho, la iglesia no es un lugar al que se va. La iglesia es el conjunto de personas que han decidido confiar en Cristo como su Salvador. Por otro lado, Dios no vive en templos construidos por el ser humano (Hechos 17:24). ¿Qué es la casa de Dios entonces? Pues, según la Biblia, nuestro propio cuerpo es templo del Espíritu Santo (1 Corintios 6:19). En definitiva, no podemos “ir” a ninguna casa donde vive Dios porque Dios vive en cada uno de los que creen a Él a través de su Espíritu Santo.

El mayor problema de este malentendido es que al haber creado espacios físicos donde los no creyentes deben ser atraídos para encontrar el verdadero camino del Evangelio, hemos perdido el verdadero norte de ser cristiano. Los cristianos y cristianas debemos de filtrarnos por las grietas de esta sociedad para poder llegar a la gente. El edificio no sólo nos invita a fingir en nuestro comportamiento, nos hace creer que Dios habita en cuatro paredes y lo que es peor, nos aisla de nuestra verdadera misión: Ser luz del mundo.

Las comunidades que en lugar de concentrar sus recursos en atraer a las personas a las reuniones de sus edificios, se mezclan con ellas en los entornos en los que ya están se denominan “encarnacionales”. Siguen el ejemplo de Jesús. Dios se hizo carne para habitar con nosotros. Así que nosotros debemos habitar, compartir dolor y amar a los demás. En lugar de aislarte en tu edificio santo, te animo a que des el paso de amar a tu prójimo. Se luz del mundo. Marca la diferencia.

Nota: No pretendo criticar que los cristianos se reunan en un edificio destinado para ello. Critico dos cosas. La primera es que le demos a este edificio cualidades sagradas como por ejemplo, creer que es la casa de Dios. La segunda es que intentemos atraer a las personas a este edificio y la iglesia se aisle y no cree puentes con la gente.

 

  1. Nacho

    Yo creo que el peligro número uno de los cristianos no es lo que viene de fuera. Lo que es obviamente anti-cristiano es obvio y es fácil decirle que no. Pero aquello que nos separa sutilmente de la voluntad que Dios tiene para nosotros es lo que es super peligroso, porque no lo detectamos.

    Y, es muy posible, que transmitir la idea de que el edificio donde los cristianos se reunen es algo santo, es una sutil diferencia que nos puede apartar de nuestra misión: ofrecer a todos la oportunidad de conocer a Jesús.

  2. Marta García Prieto

    Buenas tardes. Soy estudiante universitaria de Madrid y por casualidad encontré en mi campus publicidad sobre esta página web. Navegando un poquito me han parecido interesantes muchas de las propuestas que aquí se hacen. Sin embargo al leer estos post me gustaría contar un poco mi experiencia en la universidad. Hace cuatro años encontré la fe en la Universidad y fue a través de universitarios comprometidos a llevar a cabo su misión en el mundo, como bien decís. Y precisamente y curiosamente son católicos, porque aunque no lo creáis en la Iglesia hay mucho más que vida dentro del templo, estamos llamados a ser luz del mundo. Por el post sobre los domingos (espero no faltar el respeto, ya que para nada quiero entrar en debates ni confictos) se ve que no conocéis demasiado bien la Iglesia Católica, igual que yo tampoco la conocía hace años y la criticaba sin piedad. La Iglesia de vuestras descripciones no es la que yo conozco. Yo ni voy a misa los domingos por cumplimiento (cumplo y miento) ni por hacer relaciones sociales, ni por vestirme elegantemente (sinceramente, estos argumentos me han hecho sonreír). Ahora bien, no soy idiota y tengo que reconocer que la Iglesia está formada por personas que hacemos las cosas bastante regular y que damos un ejemplo en muchas ocasiones poco evangélico. Es cierto que muchas ocasiones formamos barreras para que la gente se acerque a Dios, pero eso no implica que lo que por la fe nos ha sido revelado sea en si mismo una barrera.
    La fe le ha dado un nuevo sentido a mi vida, en todos los aspectos y como tal también a cómo vivo la Universidad. Creo que no se trata de discutir ni de dar razones para argumentar qué es mejor, ya que me ha parecido muy bonito que en sitios distintos tengamos una misión parecida y un deseo de vivir a fondo la universidad sin por ello renunciar a nuestra fe. Simplemente desluce un poco (aunque es verdad que atraerá a más gente desencantada de la fe con razón) que para ello tengáis que acudir a este tipo de argumentos.
    Pero de verdad, enhorabuena porque sé que no es fácil hoy en día llegar a la gente con este mensaje.

  3. Nacho

    Hola Marta!

    Ostras! Estás segura de que el artículo dice lo que tu dices que dice? 😉 que lio!

    Marta, pocas veces o ninguna encontrarás en esta web criticas a la Iglesia Católica. Este artículo habla, de los cristianos en general, si te fijas, todo lo que dice es aplicable a católicos, protestantes, ortodoxos… o incluso a Q si, de repente, tuviéramos un local. No es una crítica a nadie, se trata de artículos para plantear reflexiones.

    Q es un movimiento estudiantil no adscrito a ninguna denominación en concreto, pero, como es normal en España, la mayoría en Q son católicos, pero otros muchos son protestantes, otros muchos simplemente cristianos y otros muchos simplemente están buscando más de Dios… en Q cabemos todos los que queremos acercarnos más a Jesucristo.

    Que guay, que hayas encontrado tu fe en la universidad. Nos encantaría oir la historia! En que grupo estás?

    Animo y adelante!

Deja un comentario